RUSH, ÉPICA EN LA FÓRMULA 1

Esta es una historia que va más allá de las simples carreras de coches en las cuales te juegas literalmente la vida. El director Ron Howard, responsable de Una Mente Maravillosa, el Código Da Vinci y tantas otras, nos brinda ahora una película con gran tono épico sobre una rivalidad que acaba convirtiéndose en una gran amistad. Nos trasladamos en el tiempo a los años 70, una época dorada de la Fórmula 1, con leyendas como Emerson Fitipaldi, y los dos protagonistas de esta historia, Nikki Lauda y James Hunt, ambos interpretados por Daniel Bruhl y Chris Hemswoth respectivamente.

La cinta nos ofrece un buen retrato de ambos personajes, ahondando al parecer en una rivalidad supuesta que  ha pasado durante mucho tiempo desapercibida a la opinión pública. Podemos comprobar lo distintos que son ambos hombres, aunque en la pista, ambos son los mejores pilotos. Lauda es un joven amante de los coches que sueña con ser un gran conductor y triunfar en este deporte. Además es alguien que reúne un amplio conocimiento técnico sobre cómo mantener y preparar los vehículos. De hecho, en parte es gracias a Lauda que poco a poco se han ido implantando en los circuitos medidas de seguridad novedosas.

Uno de los momentos más impactantes del film es lo estupendamente rodado que está el accidente de Niki Lauda en el que queda un tanto desfigurado y su cuerpo recibe quemaduras bastante graves, pues está atrapado en el coche incendiado durante varios minutos con temperaturas que rondan los 800 grados, según dicen en la película. Previo al momento horrible del accidente, Lauda propone suspender la carrera debido a la lluvia y por motivos de seguridad, pero Hunt se niega lanzando acusaciones de que quiere aprovecharlo para evitar que haya otro que le pueda ganar el campeonato del mundo.

Por otro lado, el personaje de James Hunt es el polo opuesto de lo que era Lauda. Al menos el perfil que nos da la película es el de un hombre amante de las fiestas y la juerga y que tuvo suficiente con ganar un título de campeón mundial, y que ya no tiene nada más que demostrar. Pero al mismo tiempo comprobamos que esa rivalidad de la que hablaron cuando se estrenó este film tampoco es tan exagerada. En otro momento de la película, Lauda admite que Hunt es “el único al que logra soportar” de todos los demás pilotos.

En conjunto, la película es una excelente muestra de cine de acción y de drama, pues el guión acierta plenamente en la construcción de los personajes que están muy bien perfilados y vamos poco a poco ahondando más en los sentimientos y sensaciones de cada uno, aunque, tengo la sensación de que la cinta toma una posición clara de crítica a Hunt respecto de Lauda, ensalzando más la figura de este último. Quizás habría estado mejor una posición más crítica respecto de ambos, pero esto solo es un parecer particular.

Al terminar de ver Rush me hice una pregunta: ¿Por qué hay en la carrera al Oscar películas más inanes que esta? Supongo que lo de esta cinta es un expediente X similar al de Prisioneros, pero lo importante es que seamos Libres y valientes para ir en contra del Pensamiento Oficial, porque el Cine es una cuestión de percepciones, aunque hay mucha gente a la que le encantaría monopolizarlo con sus particulares gustos.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s